Geles hidroalcohólicos: ¿biocidas o cosméticos?

Postado em

La Aemps ha elaborado una serie de consejos relativos al uso y a la conservación de estos productos, que pueden catalogarse de formas diferentes.

Nuevo precio máximo para los geles hidroalcohólicos
Nuevo precio máximo para los geles hidroalcohólicos

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) ha elaborado una serie de consejos relativos al uso y a la conservación de los geles y soluciones hidroalcohólicos para el lavado de manos. 

Según la Aemps, “solo pueden garantizar su seguridad cuando se emplean siguiendo las condiciones de uso indicadas en su etiquetado“. Y añade: “Debido a su composición, es importante seguir las indicaciones de seguridad, prestar atención a su fecha límite de uso y mantenerlos fuera del alcance de los niños”.

Así pues, la agencia recuerda que los geles/soluciones hidroalcohólicos que hay en el mercado pueden pertenecer a la categoría de biocidas o de productos cosméticos.

Como especifica, los biocidas “deben incluir en su etiquetado la clasificación CLP, conforme al Reglamento 1272/2008, si alguno de sus ingredientes o una mezcla de ellos pueden ser clasificados como peligrosos; también deben especificar cuáles son las indicaciones y consejos que se deben tomar para evitar riesgos”. En estos casos, si son biocidas, deben incluir en su etiquetado un pictograma fácilmente identificable, que indique que pueden ser peligrosos y que son inflamables, ya que en su composición contienen un alto porcentaje de etanol. Además, deben establecer una serie de indicaciones de la naturaleza del riesgo y consejos para su uso y conservación. También, por este alto contenido en etanol, pueden provocar irritación ocular grave y son tóxicos en caso de ingestión.

Los geles o soluciones hidroalcohólicos de naturaleza cosmética pueden contener una cantidad muy variable de alcohol y no tienen la obligación de incluir esta información en su etiquetado. Pese a ello, la Aemps recomienda que se sigan las mismas precauciones que con los geles y soluciones hidroalcohólicos de naturaleza biocida y por eso ha establecido una serie de consejos para manipularlos correctamente y poder tomar las precauciones adecuadas para su conservación.

Entre estos consejos destacan los siguientes, que el farmacéutico conviene conocer y transmitir a los ciudadanos:

  • Evitar aplicar geles y soluciones hidroalcohólicos en zonas sensibles o dañadas de la piel o mucosas.
  • Mantener estos productos siempre alejados de focos de calor, como pueden ser superficies calientes, exposición solar directa, llamas abiertas, chispas o cualquier fuente de ignición.
  • Evitar fumar inmediatamente después de usar estos geles o soluciones o en lugares donde estén almacenados.
  • Almacenarlos en un lugar bien ventilado y fresco, evitando espacios donde se produzcan cambios de temperatura importantes.
  • En caso de contacto con los ojos, aclararlos con abundante agua durante varios minutos. Si la irritación permanece, consultar con un médico.
  • En caso de ingestión, llamar inmediatamente al Servicio de Información Toxicológica o acudir a un médico de urgencia.

Cuidado con los niños

Para la Aemps, los niños son “una población especialmente sensible a los riesgos de estos productos, dado que no son plenamente conscientes de cómo se deben utilizar ni del peligro que pueden suponer”. Además, afirma que, dada la proliferación de dispensadores comunitarios de geles y soluciones hidroalcohólicos, se ha detectado un creciente número de accidentes relacionados con estos dispensadores, siendo frecuentemente los niños los más afectados.

Por ello, y especialmente destinadas a la seguridad de la población infantil, hace hincapie en seguir las siguientes precauciones:

  • Mantener los geles y soluciones hidroalcohólicos fuera del alcance de los niños.
  • Supervisar siempre el uso de estos productos por parte de los más pequeños.
  • En el caso de dispensadores comunitarios, tener en cuenta la altura de los mismos, ya que en numerosas ocasiones dispensan el producto a la altura de los ojos de los niños. Antes de utilizarlos, asegurarse de que no haya niños cerca.
  • Tener siempre en cuenta el tipo de aplicador y la densidad del producto, ya que al dispensarlo en formato spray, es probable que el área de difusión sea mayor. De igual manera, cuanto menos denso sea el producto, mayor puede llegar a ser su alcance.

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair /  Alterar )

Foto do Google

Você está comentando utilizando sua conta Google. Sair /  Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair /  Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair /  Alterar )

Conectando a %s